Una bandera ondea por la anexión de Cuba

En mayo de 1850, el periódico The Sun izó en lo alto de su edificio en Lower Manhattan una bandera cubana nunca antes vista, al mismo tiempo que el separatista antiespañol Narciso López lanzaba una expedición militar privada a Cuba. Los neoyorquinos favorables a la causa proporcionaron provisiones y equipo y acompañaron a López en sus tres intentos por liberar a la isla por medio de la fuerza. Los españoles acabaron ejecutando a López y a sus hombres, pero la causa atrajo a correligionarios como el escritor político John O’Sullivan, quien creía que los estadounidenses anglosajones estaban destinados a dominar el continente americano (él acuñó el término “destino manifiesto”); y como Jane Cazneau, quien publicaba The Sun  y el diario bilingüe separatista cubano La Verdad en el mismo edificio de The Sun.
 
Las décadas de 1840 y 1850 fueron el punto culminante de la campaña de muchos cubanos y norteamericanos para convencer a los Estados Unidos de que debían anexar a Cuba por medios pacíficos o militares. Los presidentes Polk y Pierce intentaron sin éxito comprar la valiosa isla, pero optaron por no arriesgar una guerra contra España intentando esa anexión.

La Verdad (1848–53), March 1, 1849. Reproduction. New-York Historical Society. Los periódicos de Nueva York dedicaron un abundante espacio a López y a otros filibusteros. Los emigrados cubanos tales como Miguel Teurbe Tolón fundaron periódicos como La Verdad y El Filibustero e intentaron presionar a los editores más destacados para que apoyaran la causa cubana en contra de España. Los españoles de Nueva York contraatacaron con fuego periodístico a través de su periódico La Crónica.
La Verdad (1848–53), March 1, 1849. Reproduction. New-York Historical Society.
N. Orr Co., Interior View of the N. Y. Sun Printing Establishment. Editorial Room. Reproduction. New-York Historical Society. The Sun reported to its readers that Narciso López had taken with him on his expedition a “flag of free Cuba,” and its facsimile would fly from The Sun’s building so that “freemen in beholding it may know that an oppressed and noble people are ready, under the flag, to strike, as our fathers did, for liberty.” 
N. Orr Co., Interior View of the N. Y. Sun Printing Establishment. Editorial Room. Reproduction.New-York Historical Society. 
""